Adiestrar a un Pastor Belga

El pastor belga es una raza que contiene cinco grandes ramas en sí misma, de manera que tenemos a cinco clases de pastor belga claramente diferenciados por su aspecto: groenendael, laekenois, tervueren, malinois y drako. No obstante esto, como estándar están aceptados todos dentro de la misma raza, y su adiestramiento es básicamente el mismo, dado que su temperamento y personalidad varían muy poco.

El propio pastor belga encuentra sus orígenes en, como es lógico, Bélgica. En el siglo XIX había una gran cantidad de perros pastores sin una raza exacta, cuyo temperamento era muy similar, al igual que sus aptitudes, pero no así su aspecto, que era de lo más variado. En aquella época surgieron un grupo de cinógrafos que decidieron poner orden y en 1892 ya se estableció el estándar, que permitía tres variedades de pelaje.

El pastor belga es un animal lleno de energía y siempre dispuesto para pasar a la acción. Es nervioso, atento, alerta y muy movido, lo que podría llevarnos a pensar que es difícil adiestrarlo…Bueno, eso es erróneo. Tal vez sea un animal frenético y con muchas ganas de correr y hacer cosas, pero uno de sus máximos anhelos es obedecer y complacer a su dueño, lo que hace que su adiestramiento sea mucho más fácil de lo que cabría esperar por la cantidad de energía que muestra.

Para educarlo correctamente, primero hay que gastar esa energía, sin ninguna duda. Mucho ejercicio, largos paseos y juegos agotadores son buenas opciones. De hecho ponerlo a hacer circuitos de carreras como parte de un juego es una buena idea, al igual que mantenerlo siempre activo buscando cosas o llevando a cabo tareas, pero, claro, eso será cuando le hayas enseñado a obedecer. No es difícil. Después de cansarlo lo suficiente entrénalo, diez minutos cada día, enséñale las órdenes que quieras que aprenda: a acudir a tu llamada, a recoger la pelota,…En el día a día enséñale dónde tiene que hacer sus cosas, cuándo debe comer, que no ladre o salte sobre la gente,…No será complicado, es un perro muy deseoso de complacerte.

En cuanto a otros cuidados del pastor belga, hay variedades que necesitan cuidados especiales de su pelaje a causa de lo largo y fino que es, como el tervueren o el groenendael. También hay que prevenir la displasia de cadera, que puede afectar a estos perros, pero no tiene más problemas específicos de salud. En definitiva, el pastor belga es un gran compañero para personas que disfruten del ejercicio y el aire libre.

Si quieres saber más sobre el adiestramiento de la raza pastor Belga, entra aquí:

http://perro-obediente.com/razas-de-perros/secretos-pastor-belga.html

Saludos,

Marcos Mendoza

August 24, 2012Permalink